Emprendedores, Noticias

Workkola acerca el talento al mundo laboral

Con la misión de “cambiar la manera en la que el talento accede el trabajo y el trabajo accede al talento” Antonio Negrillo, Jesús Cautivo y Álvaro Mancilla crearon Workkola, “una plataforma web donde ponemos en contacto a estudiantes para que colaboren con startups realizando proyectos en remoto” y se apuntaron al programa Santander YUZZ en 2015.

Así, de un “trabajo de clase basado en una empresa real” que no quisieron dejar guardado en un cajón, explica Antonio, pasaron a una idea global. Tan global que les llevó a Estados Unidos, hasta la prestigiosa universidad de Harvard, donde les ofrecieron la posibilidad de hacer un programar piloto en una de sus clases.

Desde el principio, en Workkola apostaron por “la sustitución del arcaico curriculum vitae por una metodología basada en métricas y datos sobre las hard y soft skills de cada candidato”. Así, a día de hoy cuentan con “una comunidad online en la que, día a día, más de 15.000 estudiantes y startups colaboran en retos win-win y ofertas exclusivas de empleo”, comenta Antonio.

El método Workkola, además de tremendamente exportable, aporta “valor al estudiante”, asegura Antonio, pues “tiene la posibilidad de terminar su formación no solo con un papel que dice ‘Graduado en…’, sino que tiene un bagaje de “experiencias reales y recomendaciones por parte de startups con las que ha colaborado”.

La importancia del talent branding

Hace casi un año que Antonio y sus socios cambiaron Málaga por Barcelona, donde han multiplicado “por tres el talento con un equipo que cuenta con nueve perfiles multidisciplinares” para seguir haciendo hincapié en la importancia del “talent-branding, y que el componente humano sea el eje de toda la experiencia”; un requisito que es –según cuenta Antonio- “la piedra angular para el futuro de la compañía”.

De esta forma, en Workkola siguen inmersos en una lucha por “acompasar el desfase existente entre la educación tradicional y el nuevo sistema de mercado laboral o skill gap”. ¿Sus próximos pasos? “Diseñar un modelo complementario con diferentes aplicaciones de educación y recruiting” y así posicionarse como “la plataforma de referencia de talent empowerment, assessment y management, a nivel nacional e internacional”, cuenta el equipo en un comunicado.

Santander YUZZ

En su equipaje, los fundadores de Workkola llevan horas de charlas y trabajo, así como las enseñanzas que les brindó el programa Santander YUZZ. Cuando echa la vista atrás, Antonio asegura que esta experiencia le ha enseñado que “la formación es esencial para desarrollar el proyecto a nivel marketing y negocios, y para entender cómo funciona el mundo este del emprendimiento”. Ahora, hacer contactos también es fundamental: “Son muchos los profesores y profesionales que imparten formación y hay que saber cómo explotar y exprimir las posibilidades que esto te brinda”. Por eso, tiene claro su consejo para los futuros YUZZers: “Aprovechaos de lo que os brinda el programa todo lo que podáis”.

                           Apúntate  a la nueva edición                        

250.ooo € ronda de capital semilla

El valor diferencial de su propuesta les ha llevado a conseguir cerrar una ronda de capital semilla de 250.000 €, gracias a la aceleradora StartupBootcamp, diferentes Business Angels y diferentes fondos nacionales e internacionales.  Comenzamos el camino soñando a lo grande y seguiremos dando todos los pasos que sean necesarios para cumplir nuestra misión afirma Álvaro Mancilla, CEO y cofundador de Workkola.

¡Enhorabuena!
Share this Story
Ver más
Ver más de YUZZ
Ver más en Emprendedores

Deja un comentario

La dirección de email no será publicada Required fields are marked *

18 − dos =

Additional comments powered by BackType

Te puede interesar

La VIII edición ya tiene ganadores!

Visión artificial para vehículos autónomos, una app que ...

Promueve:

Archivos

noviembre 2017
L M X J V S D
« Oct    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

Promueve:


Dirige y Coordina:

Generando Ideas || CISE